"Yoga es la sesación de las fluctuaciones mentales"

Yoga Sutras 1.2

Nuestra metodología

Dedicadas al bienestar

Somos Mai y Clau, tenemos una sala de enseñanza tradicional de Ashtanga Yoga y estudio de Pilates suelo.


Al integrar cuerpo, respiración, movimiento y meditación, buscamos que se comprenda mejor cómo estos aspectos están estrechamente relacionados con tu salud personal y tu bienestar.

Yoga at Home

Las clases que ofrecemos

Ashtanga Yoga y Pilates suelo.

Muchas personas quieren ponerse en forma y tener un estilo de vida más saludable, pero no saben por dónde comenzar.
Ashtanga Yoga Lugo te ofrece el plan de acondicionamiento y el refuerzo positivo necesarios para que puedas concentrarte en llevar tu cuerpo y tu mente al nivel que deseas. Consulta nuestras clases y contáctanos si tienes alguna pregunta.

Ashtanga Yoga

Indicaciones para la práctica:

* Cada alumno deberá traer su propio equipo: esterilla, toalla de mano y manta sin excepción. Opcional en caso de necesitarlos: bloques y cintos.

* Si no quieres recibir asistencias físicas, por favor, comunicaselo a la Instructora.

* Se mantendrá una distancia de 2 mts entre cada practicante. Contarás con marcas en el piso que te ayudarán a saber dónde podrás colocar tu esterilla.

* Tendrás disponible alcohol en gel en varios sitios del shala. 

* El aforo será limitado, por lo cual, deberás reservar tu clase hasta 24hs antes para asegurar tu lugar. Reserva tu clase AQUI.

* Aunque la práctica sea en modalidad Mysore, deberás ingresar y salir puntualmente del shala.

 

Lunes, martes, jueves, viernes y sábados - Mysore 

* 9:30

Lunes a Jueves - Mysore

* 19:00 | 20:30

Viernes - Guiada - Apta para practicantes que lleguen hasta mitad de primera serie o más.
*19:00

Ashtanga Yoga, una práctica y una manera de alcanzar mayor bienestar

Asthanga Vinyasa Yoga se caracteriza por ser una práctica dinámica que coordina asanas (posturas) con la respiración (vinyasa).
«Cada postura está meticulosamente diseñada con un número determinado de movimientos y respiración de manera que un alumno avanzado enlazará las postura siguiendo fielmente el ritmo de respiraciones y movimientos. La secuencia de posturas siempre será la misma y el alumno irá añadiendo posturas a medida que su práctica progresa. Aparte del sistema de vinyasa otros elementos serán determinantes para la práctica: la respiración Ujjayi (pranayama), las bandas (cierres energéticos), el dristi (miradas) ayudan al practicante a concentrar y aumentar la energía a lo largo de la práctica.»

El beneficio inmediato de la práctica es desintoxicar el cuerpo a través de la transpiración y oxigenar la sangre gracias a las respiraciones profundas. Esto último también actúa sobre los órganos internos mejorando su funcionamiento. Pero el beneficio a largo plazo va mucho más allá.

 

Ashtanga se descompone en “ashto” = ocho y “anga” = ramas, miembros, pasos, partes o componentes. Vinyasa por su parte es “ir a través de”.
 

Así los ocho pasos son:

Yama: Códigos morales (Ahimsa, Satya, Asteya, Brahmacharya, Aparigraha)
Niyama: Purificación personal (Saucha, Santosha, Tapas, Svadyaya, Ishvarapranidhana)
Asana: Posturas
Pranayama: Técnicas de la respiración
Pratyahara: Retraer los sentidos de los objetos externos para iniciar la interiorización
Dharana: Concentración
Dhyana: Meditación
Samadhi: Contemplación o unión total del ser con Dios

 

Desde el primer día de práctica podemos sentir como la práctica de asanas influye en nuestro sistema nervioso, en nuestra fuerza mental (concentración) y en nuestro estado de consciencia. Nuestra respiración se alarga y profundiza, nuestra concentración aumenta y poco a poco vamos adquiriendo un estado de paz interior no experimentado anteriormente. Los otros cinco pasos de ashtanga yoga van apareciendo poco a poco con el tiempo.

La paciencia es un elemento muy importante en la práctica del yoga. Es más importante haber iniciado el camino que estar más o menos cerca de la meta ya que la ambición de progresar nos aleja de la meta o de la realización del ser. Podríamos decir que la meta (si hay meta alguna) sería el ser conscientes del momento presente que vivimos en el día a día. La obsesión por progresar en la práctica de asanas nos aleja de la esencia del yoga porque tensa el cuerpo.

El cuerpo es lento y hay que respetar su ritmo. Conocer y respetar el cuerpo es más difícil de lo que parece. Solo lo conoces cuando trasciendes el cuerpo físico y accedes a la energía pránica; sólo entonces, con humildad, aprendes a respetarlo.
Por ello creo que la paciencia y la humildad son quizás las cualidades más importantes en el camino del yoga.
Pattabhi Jois siempre decía «do your practice and all is coming» que se puede traducir por «practica que todo llegará». El aconseja practicar con constancia y perseverancia y los resultados llegan en un 100% de los casos.


Ashtanga Vinyasa Yoga tiene dos modalidades de enseñanza. La clase guiada, en la que todos los alumnos realizan las posturas al mismo tiempo y el Instructor va guiando con conteo en sánscrito (apta únicamente para alumnos intermedios y avanzados con conocimiento y práctica de por lo menos media serie) y la clase Mysore, en la que el practicante puede ingresar a la sala en cualquier momento, hasta 1:30 hs antes del horario de cierre. (AVISO: actualmente los horarios de ingreso y egreso de las clases estilo Mysore deberán ser puntuales - el shala no abre si no hay reservas)

En esta modalidad cada practicante va aprendiendo la serie de forma paulatina, asistido por el/la instructor/a y realizando adaptaciones particulares, si fuera el caso. 
Esta es la forma tradicional de enseñanza en la que pueden convivir en la misma clase principiantes, intermedios y avanzados, ya que la práctica es individual y cada uno puede profundizar hasta el punto de la serie aprendido.

Es por ese motivo que se puede ingresar en distintos horarios (siempre respetando los horarios de apertura).
Simplemente llegas a la sala, desenrollas tu esterilla y en silencio comienzas con tu práctica hasta el punto aprendido, respetando tus tiempos y tu respiración.

Este estilo te permite cambiar de turno y día de práctica según tu necesidad porque no es necesario asistir todas las semanas en el mismo día ni en un horario fijo.

Pilates suelo

Indicaciones para las clases:

* Cada alumno deberá traer su propio equipo: esterilla de pilates, toalla de mano y manta sin excepción.

* Se mantendrá una distancia de 2 mts entre cada alumno. Contarás con marcas en el piso que te ayudarán a saber dónde podrás colocar tu esterilla.

* Tendrás disponible alcohol en gel en varios sitios del estudio. 

* El aforo será limitado, por lo cual, deberás reservar tu clase hasta 24hs antes para asegurar tu lugar. Reserva tu clase AQUI

* Se ruega a los alumnos ser puntuales.

 

Martes y viernes

11:00 y 18:00

El Método Pilates fue originalmente creado con el nombre Contrología, pues consistía en el control de la mente sobre todos los miembros y músculos del cuerpo. Joseph Pilates creó este método a principios del siglo XX, y lo ideó basándose en su conocimiento de distintas especialidades como gimnasia, traumatología y yoga; uniendo el dinamismo y la fuerza muscular con el control mental, la respiración y la relajación.

Todos los ejercicios tienen por objetivo fortalecer la musculatura profunda estabilizadora del abdomen, promover movilidad para las articulaciones, reeducación de los movimientos, consciencia corporal, mejoría de la postura y músculos saludables (estirados y tonificados).

Entretanto, una definición más bonita y completa fue dada por la instructora de Pilates y bailarina Adriana Coldebella:

"Pilates es una técnica de construcción de movimiento, un estudio somato corporal que se utiliza de aparatos únicos y específicos creados por Joseph Pilates y que a través de seis principios claves, busca conectar el cuerpo y la mente para una plena realización.

Respiración, Fluidez, Concentración, Control, Centro de Fuerza y Precisión son los seis principios de la Contrología, y cuando los cumplimos, se llega a una perfecta ejecución y eso significa que la búsqueda cuerpo/mente fue alcanzada."

Así, el Método Pilates actúa como un acondicionamiento físico y mental y por eso es utilizado como alternativa de actividad física para aquellos que no les gustan las caminatas, running e ir al gimnasio hacer pesas.

Los movimientos realizados durante el Pilates proporcionan estiramiento y fortalecimiento que pueden parecer sencillos, pero actúan en el cuerpo de forma integrada e individualizada.

El Método se califica como una de las mejores opciones de ejercicios, porque entre sus beneficios está la mejoría en la respiración, disminución del estrés y la reeducación y el equilibrio corporal.

También mejora la coordinación motora y la movilidad articular, y así promoviendo la prevención de lesiones en individuos sanos.

Pilates es el tratamiento más utilizado para las patologías de Columna, porque actúa en la musculatura profunda estabilizadora del abdomen (especialmente el musculo transverso abdominal) y genera movilidad articular para la columna vertebral de manera segura y sin sobrecarga.

Es una opción excelente de actividad física para atletas profesionales, porque en todas las sesiones de Pilates se prioriza el fortalecimiento y la flexibilidad muscular asociada a los movimientos correctos y conscientes. Para los sedentarios es óptimo ya se trabaja de forma lenta y paulatina para obtener mayor concentración y acción en la ejecución de los movimientos.

Volviendo a los atletas, es muy aconsejado, principalmente para lo que ya sufren con lesiones, porque el Pilates hace más rápida la recuperación, además de promover un mejor desempeño y futuramente disminuir el riesgo de nuevas lesiones.

El Pilates trabaja con pocas repeticiones y por eso, hay un mayor control de los movimientos, promoviendo siempre un movimiento consciente en cada ejercicio realizado.

El Pilates también puede ser practicado por personas de todas las edades, con una gran variedad de dolencias, tales como: problemas óseos y musculares (por ejemplo, osteoartrosis), e incluso dolores crónicos, pues se realizan ejercicios de poco impacto, con pocas repeticiones, ejecutados con calidad en vez de cantidad, generando eficientes resultados y con esto, los músculos y las articulaciones sufren menos desgaste.

Con más de 500 tipos de ejercicios que pueden ser practicados en diferentes intensidades, el Pilates es asequible a cualquier persona porque sobretodo respeta las capacidades (y las necesidades) individuales.

Ningún movimiento es realizado de manera automática o pasiva, pero sí, con consciencia, precisión y técnica rigurosa.

Aparte de trabajar los aspectos corporales, como la tonificación muscular, postura y acondicionamiento físico, también trabaja con la parte mental de sus practicantes, con ejercicios de respiración, estiramiento y relajación, que alivian la ansiedad y el estrés.

Los beneficios del Pilates para el cuerpo son innumerables, algunos de ellos son:

  • Aumenta la resistencia física y mental

  • Aumenta la flexibilidad

  • Corrige problemas posturales

  • Aumenta la concentración

  • Tonifica la musculatura

  • Mejora la coordinación motora

  • Promueve menos atrito en las articulaciones

  • Alivia los dolores musculares

  • Ayuda a mejorar la respiración y la flexibilidad

  • Ayuda en la prevención contra la osteoporosis

  • Promueve relajación, el bien estar y aumenta el autoestima

  • Elimina toxinas y facilita el drenaje linfático

  • Mejora la postura y la resistencia muscular

  • Expande la consciencia corporal

  • Ayuda en el control del peso

  • Fortalece de los músculos abdominales

Por tener todos esos beneficios para el cuerpo, el Pilates puede ser usado como tratamiento de dolores crónicos, problemas relacionados a la mala postura, enfermedades osteomusculares, prevención de lesiones, aumento del acondicionamiento físico y también para la pérdida de peso.

En la mayoría de los ejercicios, no se utilizan pesas y todo el esfuerzo proviene de la carga del propio cuerpo.

La filosofía que da contexto a los ejercicios de Pilates es una visión de salud y bienestar integral. Para este propósito se describen, aunque de manera diferente según los autores, 6 principios que deben estar presentes en todos los ejercicios:

  1. Respiración.  El gesto respiratorio es nuestra primera y última acción muscular. El llanto del niño al nacer es la garantía de que la primera inspiración se ha producido y la vida termina tras la última exhalación. Respirar es vivir. Un gesto respiratorio adecuado supone una caja torácica móvil. Cuando costillas y tórax no se mueven, se convierten en una jaula para nuestra columna vertebral.

  2. Precisión. Es importante entender la relación movilidad-tensión. El exceso de activación produce rigidez y por lo tanto limitación de movimiento. Demasiado rango en una articulación la convierte el poco estable. La utilización de la tensión justa en cada movimiento es el objetivo. Pero llegar a conseguirlo es un proceso a veces largo.

  3. Concentración. Por suerte o por desgracia el Pilates es exigente también a nivel mental. Entender los cambios que en tu cuerpo se producen si realizas el movimiento “de esta manera” o si introduces “éste otro cambio ” supone atender a las señales que tu cuerpo te da.  La concentración y focalizar la atención en el aspecto deseado es clave para aumentar tu consciencia. Y cuanto más consciente, más competente serás.

  4. Control. Debes entender como se mueve tu cuerpo en distintas situaciones. Distintos planos, distintas posiciones, distintas cargas… Y a la vez, entender cuáles son tus límites y adaptarte a ellos. Poco se deja al azar. Cada repetición se realiza en una posición concreta a un ritmo preciso, con un carga adecuado en busca de un objetivo pensado previamente.

  5. Fluidez. Vencer esa tensión agonista-antagonista con movimientos continuos y fluidos. Se parte de la base de que las descompensaciones surgen por falta de movilidad en nuestras estructuras. Buscamos dotar a nuestro cuerpo de mayor grados de libertad.

  6. Centro. Anatómicamente podría localizarse ligeramente por debajo del ombligo y podríamos hablar del transverso del abdomen como principal protagonista. La activación adecuada del transverso facilitará una correcta estabilización de la pelvis liberando la tensión de otros músculos movilizadores como flexores de cadera y glúteos y trabajando en armonía con los estabilizadores de la columna

Próximos eventos
A determinar
Ashtanga Yoga Lugo
Workshop Mariela Cruz
Ashtanga Yoga, medicina para el Alma. Introducción a la práctica y filosofía de las ocho ramas.
Sat, Jul 18
Ashtanga Yoga Lugo
Workshop Germán Garro
Ashtanga Yoga - Práctica, Pranayama y Meditación.
Recibe nuestras novedades en tu mail!

Estrada da Granxa, 124, Bajo A, 27002 Lugo, Spain

689 58 22 81

©2020 por Ashtanga Yoga Lugo.